#lascanasnoimportan

Tendencias / Realidad
Hero Images
713773759
Beth Wachtel
may. 14, 2019
Hay una revolución creciendo lentamente, y la puedes encontrar bajo los hashtags #greyhairdontcare (#lascanasnoimportan), #silversisters (#hermanasdeplata), #openlygray (#abiertamentegris), #greyonpurpose (#grisapropósito) y #embracethegrey (#abrazaelgris), entre otros. El popular blog y la cuenta de Instagram #grombre, que se autodefinen como “una celebración radical del fenómeno natural de las canas”, fueron puestos en marcha por una diseñadora gráfica de 24 años que empezó a tener canas a los 14, y en ellos se invita a las mujeres a mostrar su #estiloplateado para compartirlo con todo el mundo. El gris es tendencia, y lo dicen los datos. Los informes de Pinterest señalan que las búsquedas de “going grey” (saliéndome canas) se incrementaron en un 879 % a finales de 2018, con todo tipo de melenas plateadas de mujeres famosas y anónimas como símbolo de inconformismo, disrupción y belleza natural. Y es que la cabellera gris es toda una declaración individual (o colectiva) de intenciones que da la espalda a los presumibles juicios y gustos masculinos para decir bien alto: “Me importa un bledo lo que piensen los demás”. Y sí, también es una forma de rebelarse contra los estrechos clichés de belleza perpetuados por los medios de comunicación y la publicidad. ¿El resultado? La onda gris cada vez es más expansiva.
 
La periodista de moda Alyson Walsh, autora de That’s Not My Age (Esta no es mi edad), que tuvo que lidiar durante un tiempo con los estereotipos provocados por su ‘melena gris’ llegó a la siguiente conclusión: “Las marcas utilizan como imagen a una modelo canosa de 70 años y ya piensan que han cumplido con ese target de edad, pero lo cierto es que hay muchas maneras de envejecer, muchos tipos de cuerpos, de razas, tallas...”. En Getty Images queremos cambiar este panorama visual restrictivo y por ello hemos lanzado el Proyecto #Muéstranos, una colección que incluye, entre otras, a una amplia gama de mujeres de cabello plateado. Y las muestra seguras, empoderadas y orgullosas de sus canas naturales. Jessica Biel y Salma Hayek, por citar algunos nombres, son ejemplos de este cambio de paradigma en torno al cabello y lucen con orgullo y naturalidad sus raíces grises en las redes sociales y la alfombra roja. Es inspirador ver cómo estas mujeres tan expuestas a las miradas han optado por dar la espalda a las presiones de la industria del espectáculo que obligan a sus estrellas a parecer jóvenes a cualquier precio. Decir adiós al tinte tiene ventajas tangibles, como ahorrar dinero y tiempo para dedicárselo a cosas que realmente importan. Sin embargo, más allá del tema económico, de liberar la agenda o incluso de ser trendy (porque ahora el gris se lleva); mostrar las canas es una actitud que habla de ser una misma y sentirse bien con lo que se es. Las mujeres que han decidido #abandonareltinte se sienten más libres, y eso se refleja en sus caras.
Espacios limpios